Óbalo: riojas para los amantes de los tintos modernos

Óbalo: riojas para los amantes de los tintos modernos
Valora este post

La Tempranillo riojana con un perfil moderno 

Óbalo tiene viñedos en la zona fronteriza entre las subzonas de Rioja Alta y Rioja Alavesa, una ubicación privilegiada para una Tempranillo que vive condicionada por su cercanía a la Sierra de Cantabria al norte y al río Ebro al sur.

Unos 10 años de andadura en una tierra de tradición centenaria han sido más que suficientes para que Óbalo entregue vinos con un alto nivel, especialmente cuando hablamos de tintos con gran potencial de guarda.

Susana Rodríguez es la enóloga al frente de la bodega desde 2012. Una persona que aporta una interesante frescura al proyecto dada su juventud y al mismo tiempo, sentido común y experiencia por su gran conocimiento de las distintas zonas vinícolas en las que ha trabajado. Hay que tener mucho don de gentes para ganarse la confianza de los viticultores de toda la vida y poder trabajar con ellos, codo a codo, desde el respeto mutuo. Y sobre todo, tener los conceptos muy claros para aportar una personalidad definida a los vinos de la bodega

.

.

Son tintos perfectos para los que buscan riojas poderosos e intensos. Si se disfrutan ahora, acompañan bien comidas contundentes, pero si se guardan, siempre en óptimas condiciones, son el ejemplo paradigmático de los vinos que nacen para perdurar en el tiempo. Sin embargo, con su Óbalo joven 2015 encontramos un tinto con una buena relación calidad-precio perfecto para el disfrute cotidiano. Este vino muestra toda la frutosidad y expresividad de la Tempranillo riojana, sin renunciar a la potencia táctil de los vinos de corte moderno, que es su marca diferencial.

Buscando la elegancia, el Óbalo crianza se presenta en esta nueva añada 2013 de nuevo con una botella borgoñona. Este vino es el buque insignia de la bodega y en su añada 2011 cosechó numerosos éxitos. Obtuvo medalla de oro en el concurso internacional Mundus Vini, la Guía Peñín 2015 le otorgó 93 puntos y el crítico internacional Stephen Tanzer le concedió 91 puntos. Ahora, su añada 2013 ha obtenido 91 puntos en la Guía Peñín 2017.

Y como máxima expresión del potencial de las viñas más viejas de Rioja Alavesa nace Óbalo Reserva, con la vocación de demostrar la capacidad de evolución de esta excelente materia prima. La añada 2010 ha dado lugar a unos vinos plenos y muy equilibrados, con gran poder de crianza y guarda. Tras 5 años de permanencia en botella, alcanza ahora su máximo esplendor, aunque podrá también disfrutarse perfectamente durante los próximos 3 o 4 años

.

.

 




Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *